domingo 5/12/21

Casi tres hectáreas de terreno tienen hechas una llaceria Inés García Llavona y Luis Iglesias en la localidad maliaya de San Feliz, fronteriza entre los municipios de Colunga y Villaviciosa.

«A estas fincas no puedo traer las vacas a pastar, porque de sobra se puede ver como están», apunta Luis Iglesias, que vuelve a pedir a las administraciones que permitan más cacerías en la zona para tratar de mermar el número de jabalíes. «Así es imposible sacar adelante una cabaña ganadera», se lamenta.

Las fincas por donde parece que pasó un llabiegu son las mismas que ya sufrieron daños el año pasado y el anterior y...., «están peritados daños en casi tres hectáreas de terreno, pero que más da que los periten si aún tenemos sin cobrar parte de los daños que nos tenían que haber pagado en el año 2019», se queja Iglesias.

jabali-danos-san-feliz-02

Los daños en San Feliz tiene que pagarlos la Sociedad de Cazadores Carrión de Villaviciosa. «Se las arreglan para dilatar los pagos, de vez en cuando pagan parte y así una y otra vez, pero nunca llegamos a cobrarlo todo. Pero la solución no es cobrar, si no que no haya daños o que los daños sean los menos posibles», sentencia Luis.

Entre las fincas afectadas las hay junto a las casas del pueblo, «los jabalíes no se asustan por nada, vienen cada noche y por la mañana lo encontramos así, es el pan nuestro de cada día», abunda el ganadero.

Los jabalíes llabran casi tres hectáreas de pasto de una propietaria de San Feliz
Comentarios