jueves. 18.08.2022
JOSÉ MANUEL G. CASTRO

Una cosa es predicar y otra dar trigo

Entiendo la política como un servicio al ciudadano, de trabajar para mejorar su calidad de vida. Y es eso lo que nos encomiendan los ciudadanos cuando democráticamente eligen a sus representantes.


pepin-alcalde-cangas-de-onis2.jpg

Entiendo la política como un servicio al ciudadano, de trabajar para mejorar su calidad de vida. Y es eso lo que nos encomiendan los ciudadanos cuando democráticamente eligen a sus representantes. Es un trabajo gratificante ver como por las decisiones que tomamos, nuestro concejo mejora cada día.

El Partido Socialista gobernó en Cangas de Onís durante 16 años, tiempo suficiente para ver con hechos, su estilo y forma de dirigir nuestro Concejo. Leo con gran sorpresa como este mismo partido, ahora en la oposición, pide una bajada del IBI urbano. Pues la bajada de impuestos y tasas  que este año se aprobó en el pleno la ven como una bajada ínfima. En el año 2009 el PSOE aprueba un plan de saneamiento y equilibrio económico financiero 2009-2015. A raíz de solicitar un crédito de 500.000 euros para pagar facturas atrasadas que ellos mismos generaron. En ese plan el PSOE nos venía a decir la necesidad de subir el IBI del 0,90 al 0,95, el incremento en el impuesto de actividades económicas, el incremento de un 10% de la tasa por la prestación del servicio de recogida de basura, la subida del 5% de la tasa por la prestación del servicio de abastecimiento de agua, la creación de nuevas tasas que gravarían aún más a nuestros vecinos. Y todo esto nos lo proponían en plena crisis con las dificultades económicas de los ciudadanos. En el apartado de gastos, sus intenciones eran las de recortar en personal, y en el Patronato Deportivo.

Gracias a las elecciones de mayo del 2011 los cangueses eligen un cambio de hacer políticas. Y con ello, los planes del PSOE de subir los impuestos, tasas y recortes, no sólo se ven paralizados sino todo lo contrario. Se bajan impuestos, modifican tasas, y nuestros vecinos no sufren ningún recorte en sus servicios.
Este  equipo de gobierno tiene por bandera la bajada de impuestos como ya se hizo en el año 2014 donde el gravamen del IBI urbano  se ve reducido del 0.95 al 0.90; y este año con la del IBI rústico del 0.60 al 0.50. El compromiso firme de seguir modificando las ordenanzas fiscales siempre a la baja.
Una cosa es predicar y otra dar trigo. Y el PSOE en Cangas de Onís no puede engañar a los vecinos. Cuando gobierna estrangular a los cangueses con subidas de impuestos, y cuando está en la oposición pedir que se bajen. Los hechos ahí están. La voluntad política de bajada de impuestos se demuestra cuando se gobierna y no desde la oposición. Los cangueses tienen memoria, y de esta forma ven como un partido quiere tomarles el pelo.

Respecto al IBI quiero aclarar falsedades manifiestas.
Hablar de revisión catastral es incorrecto. El año de aplicación de la última revisión catastral de Cangas de Onís es el año 1999. El procedimiento llevado recientemente a cabo por el Ministerio de Hacienda en nuestro municipio es el  de regularización catastral, y que  tiene como finalidad la incorporación al Catastro Inmobiliario de los bienes inmuebles urbanos y rústicos con construcción. Este procedimiento de obligado cumplimiento, se desarrolla entre 2013 y 2016 en todos los municipios del territorio nacional.
Las razones por las que nos inclinamos por solicitar la actualización de valores es una medida a favor de nuestros ciudadanos. ¿Por qué?  Porque es un acercamiento a la referencia del valor de mercado de cara a otros impuestos, con un menor impacto si, en su día, se aplicara una valoración masiva del municipio.
La actualización de valores persigue un objetivo que va más allá de lo recaudatorio y que es acercar progresivamente los valores catastrales a un valor de mercado referenciado, con el consiguiente equilibrio entre municipios con años de revisión muy distintos.
A lo que se suma algo esencial. El incremento de bases en el IBI (Que NO de cuota) también permite incrementar el gasto municipal computable a efectos de aplicación de la llamada “regla de gasto”. Lo que contribuye a una mejora cuantitativa y cualitativa de los servicios ofrecidos a los vecinos.  
Y en cuanto a la bajada del IBI por parte de otros municipios, el PSOE cangues no nos explica que esta bajada del tipo de gravamen se debe a la fuerte revisión al alza que realizaron dichos municipios en los llamados años del boom inmobiliario y que ahora deben ajustarse a la realidad del mercado.  

José Manuel González Castro, es el alcalde de Cangas de Onís

Una cosa es predicar y otra dar trigo
Comentarios