lunes 27.01.2020
POLÍTICA

Tres horas con Daniel Ripa

Tres horas de entrevista con Daniel Ripa, que no tienen desperdicio. Ripa es una de las veinticinco personas que integran el comité técnico en todo el Estado Español para organizar la Asamblea Constitutiva de Podemos.


Cherines y Javier Fernández tienen más que ver entre ellos que con cualquiera de sus votantes. Siempre van a conseguir arañar votos, tienen sus "hooligans", pero están hasta las narices. Esta vez van a bajar del 50 por ciento entre los dos. Están m"

ENTREVISTA con Daniel Ripa de Podemos

Daniel Ripa tiene 33 años. Nació en Jaca (Huesca) y se vino para Asturias con 18 años. Es licenciado en psicología y Ciencias del trabajo, en la rama de investigación y ahora está preparando la tesis doctoral. Trabajó en la Universidad de Oviedo hasta mediados del pasado año. Después se fue a Suiza y trabajó, durante cuatro meses, en las Naciones Unidas. Ahora ejerce de periodista en una revista. Dani Ripa es una de las veinticinco personas que pertenecen al equipo técnico que, en todo el Estado Español, organiza la Asamblea Constitutiva de Podemos. Este es el resultado de tres horas largas de entrevista.

-¿Qué es un Círculo?

-Lo que hay son cascarones con gente dentro. Podemos no tiene estructura, pero conecta y es contagioso. El PP, Foro, el PSOE les dicen a sus afiliados lo que tienen que hacer. Aquí, la gente lía a su familia, a los amigos. Tenemos un caso en Asturias, donde una persona empezó a dibujar Círculos, porque no sabía como lo hacer los carteles por ordenador. Después los colocaron por el pueblo. Eso no pasa en el PSOE o el PP. Aquí la gente siente el Círculo como suyo. Es  muy débil, pero conecta.

-¿Pero cómo se puede coordinar todo eso?

Es verdad que hasta que no pase la Asamblea, de la que saldrá una forma de coordinarse, tendremos un problema en ese sentido, pero en Asturias tenemos un total de 4.500 inscritos por internet en Podemos.info. A partir de ahí tomaremos decisiones sobre todo, porque aquí las decisiones son de todos. Podemos decir que un Círculo es un lugar en el que la gente se junta, discute, se distribuyen por trabajos, se reparten las tareas. Aquí no hay sedes ¿Quién va a las sedes de los partidos? Aquí se llevan las sedes fuera, a la calle. Y va todo el mundo: todos pueden ir con sólo inscribirse por internet. Tenemos 120.000 inscritos en todo el Estado…

-¿Y quien toma las decisiones?

-Las decisiones importantes no se toman en un sitio físico, sino que se toman a través de internet o de mesas que se ponen para votar con ordenadores y conexión wi-fi. No se vota físicamente, por delegados, como en los partidos clásicos. O lo hacen en las Asambleas de los Círculos de cada pueblo o barrio.

-¿Y cómo consiguen la financiación y cómo se controla?

-Una colectivo externo -“Cuentas claras”- es el encargado de auditar las cuentas y publicarlas en internet. Se pueden hacer donaciones por internet y también a través de las huchas en las Asambleas o en las mesas que se ponen en la calle…

-Todo se hace a través de internet, pero ahí tienen ustedes un problema con la gente mayor, que no sabe manejarse en la red ¿Cómo van a solucionarlo?

-Lo de internet es cierto que es un problema, pero tratamos de paliarlo a través de los Círculos. Uno va a la Asamblea, deja su teléfono, su correo electrónico y a partir de ahí, desde los Círculos se organizan para que todos puedan participar. Es verdad que necesitaríamos un teléfono para que pudieran ponerse en contacto con nosotros. Esas cosas son las que estamos debatiendo de aquí al 26 de octubre. Hay que tener en cuenta que cada Círculo tiene autonomía, se organiza, pega cárteles y convoca Asambleas. Por ejemplo, en las zonas rurales de Asturias, los Círculos hacen Asambleas también en los pueblos, en lugar de hacerlas únicamente en la capital del concejo, para conectarse con ese mundo rural. Hay diferentes propuestas sobre el modelo organizativo y en octubre nos juntaremos en Vistalegre. Hasta ahora se están debatiendo propuestas, desde el 28 al 19 de octubre. Como habrá muchas, se intentaran refundir las que tengan una misma sensibilidad, para intentar que llegue el menor número de propuestas para la votación final.

-Oiga, pero eso que me describe es un caos…

-Es que queríamos que fuese un caos, porque eso permitía que se formaran Círculos. Era una forma de crecer muy rápido. Ahora hay que fundirlo, hacerlo operativo, efectivo, que tome decisiones. Yo soy una de las veinticinco personas de toda España que están en el equipo técnico que organiza la Asamblea Constitutiva. Es la forma de que las propuestas vayan de abajo a arriba y no al revés.

-¿Eso no es muy complicado de lograr con ese caos?

-Yo creo que el hambre nos va a unir. Sabemos que va a haber problemas, que es complicado, que esto hubiera sido completamente imposible en otras épocas y con otras condiciones. Ahora, los jóvenes que pasaban de la política van a las Asambleas y entran por internet. También lo hacen una parte de los desencantados de la política, que han vuelto. Y gente que pasaba de todo, que estaban en sus casas y ahora van a las Asambleas. Hay casos como la gente de Cudillero, que estaban en Asociaciones de Vecinos y que ahora empiezan a hacer política. Esto es algo que está pasando ahora en Asturias, una especie de 15-M rural. Este movimiento ha conseguido llegar a los pueblos.

-Ustedes han hablado de que había que cambiar los medios de comunicación ¿No atenta eso contra la libertad de prensa?

-Los medios de comunicación son propiedad de los bancos, de los grandes empresarios. Y eso tampoco es libertad de expresión…

-¿Cuánta gente cree usted que va a votar en las próximas elecciones?

-Yo creo que las próximas elecciones van a ser las que van a tener mayor participación de la historia. Es una oportunidad de echar a todos a la calle. Esta vez existe conciencia para votar y lo va a hacer gente que no había votado nunca. Creo que votaremos entre el 75 y el 80 por ciento del censo. Esto va a cambiar la historia de España y la participación de la gente en España. Lo que está ocurriendo ya no puede ser. El problema no está tanto en la corrupción como en la impunidad…

-Decían que a Bárcenas le habían prometido “soltarle” si no “soltaba” la lengua ¿Usted que cree?

-Creo que a Bárcenas lo van a “soltar” y no va a “soltar”…

-Otra cosa que ustedes dicen y que es polémica es lo de la deuda…

-Hay una parte hipotecada del pasado y hay que auditarla… Pero el problema principal es que hay gente que no paga impuestos. Y eso no puede ser…  Hay que ir y cogerlo. Soy realista y se que va a ser difícil cogerlo todo, pero sí al menos una parte. En cuanto a la deuda, hay una parte que es impagable y o se cambia como se está gestionando todo el tema de la deuda o vamos a la quiebra. Grecia es un buen ejemplo de hacia dónde quieren que vaya España. Me recuerda a esa frase popular: “es más tonto que Abundio, que vendió el coche para comprar gasolina”. Es lo que vemos en Grecia, que están vendiendo todo lo que es del Estado para pagar la deuda, que además sigue creciendo…

-Ustedes tienen muy buenas relaciones con el nuevo partido izquierdista griego Syriza…

-Syriza dice dos cosas: hay que recobrar la soberanía con un gobierno que beneficie a aquellos a quienes representan y no a los bancos alemanes. La otra es que hay que salir de la crisis sin empobrecer a la gente. Hay que ver que parte de la deuda es legítima y que parte es pagable…

-Con el tema de internet, ustedes van a tener problemas para llegar al medio rural asturiano, al ganadero…

-Pues no crea que va a ser así. Un ejemplo: hace unos días, en Tineo, los ganaderos nos preguntaban si éramos ecologistas. Les dijimos que nosotros no les íbamos a decir como tenían que pensar, sino que eran ellos quienes decidían. Ahora están planeando hacer un Círculo de ganaderos. Antes se especulaba con otras cosas, ahora los especuladores lo hacen con la soja. Y las grandes superficies lo hacen con el precio de la leche. Y a ellos los cogen en el medio. Están los fondos-buitre y ahora se especula con todo y los políticos prefieren defender a los fondos de inversión y las grandes superficies.

-¿Y creen ustedes que van a poder cambiar todo eso?

-Va a ser muy duro; Como decía Anguita, una cosa es tomar el gobierno y otra tomar el poder. Lo primero es conseguible y eso te permite poder defenderte de los que tienen el poder. Por eso decimos que hay que empoderarse. Estamos tan acostumbrados a aquellos que llegan y nos traicionan, que se extrañan si eso se cambia. Si en vez de casta, hubiese manifestaciones para defender al Gobierno contra quienes tienen el poder, la cosa sería muy distinta…

-¿Y cómo vamos a evitar que ustedes también se conviertan en casta?

-Con medidas sencillas: con un código ético, con poder revocar a la gente para poder echarlos, haciendo que cobren poco… ¿Qué ese no es el problema principal? Si cobras como un rico, vives como un rico y sientes como un rico. Al final, terminas defendiendo a los ricos. Mire, el problema no es que los Ministros cobren sobres, sino que sólo los que aceptan sobres llegan a Ministros. Eso se ve con las Cajas de Ahorros; sólo los que entraban allí, como Caunedo o Pilar Varela, ascendían en política. Y la forma de hacerlo era votando sí a todas las propuestas. Desde luego, lo que ha quedado claro es que no por cobrar más dinero se es más honrado…

-¿Tienen ustedes conciencia de que la gente tiene miedo a que con ustedes ocurra lo mismo que con el PSOE en el 82?

-La gente tiene muy mala experiencia con lo que ocurrió con el PSOE en el 82. Tiene miedo a que ahora ocurra lo mismo con nosotros. Puede ocurrir, aunque pienso que nosotros somos más honestos, pero hay que controlar. Mi opinión es que Pablo no tiene nada que ver con Felipe o Guerra…

-La gente tiene miedo a que si ustedes llegan al poder ocurra como en Venezuela con Chávez o en Ecuador con Correa ¿Qué va a pasar si ustedes llegan al poder?

-Hace diez años teníamos a 500.000 ecuatorianos en España. Ahora, Correa ha ofrecido mil puestos de trabajo a españoles entre los más cualificados para que se vayan a trabajar a Ecuador. Se han presentado muchos españoles optando a esas plazas. De hecho, entre el 2010 y el 2013, la cantidad de españoles que trabajan en el país andino se ha multiplicado por tres y pasaron de unos 7.500 a más de 21.000. Esto es humillante para España y creo que era eso lo que pretendía Correa con esa oferta. ¿Qué va a pasar si Podemos llega al poder? Habría que preguntarse qué va a pasar si Podemos no llega al poder

-También en Asturias…

-En Asturias entró dinero a raudales. Y se gastó en proyectos inútiles, en dar dinero a los empresarios amigos, en sobrecostes escandalosos como el Huca o El Musel, en “Museos de la Margarita” y no se qué mas… Se dejó hacer. Si seguimos con los de la FSA diez años más, vamos a seguir igual. ¿Cuánto se pagaba por la leche hace diez años y cuanto se paga ahora? Lo mismo. Cada vez somos más pobres. Han crecido las desigualdades y también el número de millonarios. Algo está fallando. No se han hecho cosas que se necesitaban y se han malgastado los incentivos para salir de la crisis…

-Pero ustedes están planteando no presentarse en las municipales…

-Hay que preguntarse si seremos capaces de echar a la casta de los Ayuntamientos de Asturias. Hay que organizarse en los Ayuntamientos asturianos en los que de verdad podamos entrar a gestionar, donde tengamos gente para organizarnos. Para tener un concejal, la verdad es que no nos interesa. O somos capaces de entrar y echarlos o no interesa. Las elecciones nos llegan en pleno proceso de organización. Yo creo que somos capaces de hacerlo. El cabreo y la indiferencia se está trasmutando en acción. Estamos tratando de poner a la gente más honesta. Eso es lo que va a pasar. Las primarias en el PSOE o en el PP no son creíbles. Es imposible que Masip vuelva a ser Alcalde de Oviedo, también Caunedo. Pilar Valera ya no va a ser Alcaldesa de Avilés. Hay mucha gente organizándose y trabajando.

-¿Cree que lo de Podemos es irreversible?

-Hay un cambio político irreversible. Aunque si pasaran diez años más con esta situación, terminaríamos por acostumbrarnos. Ya ocurrió en el Reino Unido con Margaret Tatcher: la gente vivía peor, pero se acostumbró. Lo que pasa es que en el próximo año y medio no tienen tiempo para convencernos a que nos acostumbremos a la situación a la que nos han llevado. Pueden alargar las elecciones Generales hasta febrero de 2016, pero es igual. Están haciendo cosas que están dejando ver a la gente que están muy nerviosos: la marcha atrás con el aborto, el tema de los Alcaldes que podían salir con el 40 por ciento. Todos nos estamos dando cuenta de que no saben como “chanchullear” para poder ganar sin apoyo social. Eso juega en su contra; cuantas más maniobras hagan, mayor va a ser la que se van a pegar…

-Tendrán el apoyo de la inmensa mayoría de los medios de comunicación…

-Antes, los medios de comunicación tenían mucho peso. Yo creo que los lectores se creen a “EL FIELATO”, pero no a “El Mundo” o “El País”. Cuando ve a “El Mundo” atacando a Pablo Iglesias o a TVE, se nota demasiado la falta de objetividad. Por eso el cambio político es irreversible. Ya no nos creemos que están cambiando. Cherines y Javier Fernández tienen más que ver entre ellos que con cualquiera de sus votantes. Siempre van a conseguir arañar votos, tienen sus “hooligans”, pero están hasta las narices.  Esta vez van a bajar del 50 por ciento entre los dos. Están muy debilitados . Mira, en las pasadas elecciones europeas, había gente que no se había leído el programa de Podemos, pero tenía la intuición de que era de los suyos y mucha gente que, aunque no se leía el programa del PSOE o el PP, lo sufría en sus carnes…

-¿Cree que Podemos puede ganar las próximas elecciones en Asturias?

-Yo estoy convencido de que Podemos va a ganar las elecciones en Asturias. Primero porque no hay salida para Asturias: tenemos una Asturias bloqueada. Mucha gente ya quería regeneración hace cuatro años, pero la experiencia Cascos fue traumática. Hubo gente que le votó porque era de derechas, pero otros lo hicieron porque querían una regeneración democrática, pero eso fue un fracaso y la gente terminó viendo que iba a ser lo mismo que lo que había. Esa sensación sigue existiendo en Asturias, lo que explica que aquí sacáramos los mejores resultados del Estado en las Europeas. La gente está harta del “Pacto del Duernu”, de ver como en Oviedo, el PSOE no se presenta a la Alcaldía para que no le voten. Porque hay un pacto. Está la operación de los Palacios, cuando hay una Comisión de Investigación en la que sale que hay responsabilidades políticas del PP y del PSOE, pero un concejal del PSOE se ausenta y termina saliendo que no hay responsabilidades políticas. Hau un pacto tácito para que nada cambie en Asturias. Eso hace que todo siga igual, que los jóvenes tengan que emigrar. Somos la Comunidad Autónoma con mayor número de jóvenes emigrantes, con más de 20.000. Esto no se puede entender sin eso. Esto es una Comunidad pequeña, como una isla, en la que todo funciona con redes clientelares…

-Y así vamos…

-Claro. Tu tienes dependencia con la gente que te paga. Si a ti las subvenciones te las da el Ayuntamiento o el Gobierno, tienes esa dependencia. Por eso, creo que estamos acostumbrados a que nos gobierne la gente menos preparada y que cuando gobiernan, lo que hacen es colocar a sus amigos, poco preparados, como ellos, pero de confianza. Eso hay que romperlo, hay que poner a gente preparada, aunque no sea de tu partido –me refiero a los niveles inferiores; jefes de servicio, directores generales, etc- y que ellos sean quienes tomen las decisiones. Si Podemos terminara pensando, que puede ocurrir, que hay que quitar unas élites para poner a otras, eso sería un fracaso.

-Usted, como psicólogo ¿Cree que los políticos son unos psicópatas?

-Se vuelven un poco psicópatas. Creen que toman las decisiones adecuadas y no entienden porque se enfadan con ellos. Si estas ocho años en política te vuelves medio tarumba, si estás treinta… te puedes imaginar…

-¿Y eso no le va a pasar a Podemos?

-Si eres Presidente, Ministro, Alcalde o concejal del PSOE o del PP, sabes que vas a tener una vida de lujos y placeres. Si eres de Podemos, sabes que vas a tener otro tipo de vida. Te la van a hacer imposible…

Tres horas con Daniel Ripa
Comentarios