viernes. 03.02.2023

En los últimos días han sido varias las iniciativas para continuar tanto en Siero como en Noreña la tradición del Belén de Cumbres iniciada por montañeros a mediados del siglo XX en Asturias y la Cordillera Cantábrica.  

En Santa Marina, más de medio centenar de personas llegadas desde Aramil, Marcenao, La Carrera, El Berrón, Hevia, Meres y Tiñana se reunieron la semana pasada en el que fue el primer memorial Alejandro Díaz Noval, párroco de la zona fallecido en diciembre de 2020. «Recordamos con cariño las excursiones que hacíamos con él para montar el Belén con las aportaciones de cada uno y quisimos hacerle un homenaje; luego siempre cantábamos villancicos y tomábamos todos juntos un chocolate», explicaron los promotores, que repitieron jornada de convivencia en las antiguas escuelas de Santa Marina tras el paseo.

Por su parte, el grupo de montaña Las Xanas, de Trubia, colocó el Belén de Cumbres en el Pico Santo Medero, ubicado en La Pasera, núcleo en el que coinciden los límites de los municipios de Noreña y Siero.

Y en La Pola, el Patronato Deportivo Municipal celebró una multitudinaria salida al Picu Castiellu en la que en esta segunda edición participaron 400 personas. Los colegios del municipio decoraron árboles de Navidad y no faltó la visita del Grinch para sorpresa de los más pequeños.

belenes-cumbres-siero-03
Participantes en el primer Memorial Alejandro Díaz Noval en Santa Marina.
belenes-cumbres-siero-01
Participantes en el Belén de Cumbres del PDM de Siero en el Picu Castiellu.
belenes-cumbres-siero-02
Decoración navideña en el recorrido.

Los belenes de cumbres tienen cada vez tirón
Comentarios