viernes 10.07.2020

Coronavirus: el Papa se mueve

De las crisis salen nuevas oportunidades. La gente está deseando volver a la vida anterior a la pandemia. Me da que nos enfrentaremos a un nuevo mundo, más solidario y menos individualista, donde eso de admirar a la gente por ser el primero o quinto en la lista de Forbes, de  los más ricos del mundo, deje de tener tanta importancia. Ahora se admira la solidaridad ente los vecinos, que ni se conocían. Y todo el mundo sabe lo que es estar “preso”, privado de libertad. Muchos se están enterando lo que hicieron con la Sanidad al privatizarla todo lo que pudieron. Esperanza Aguirre ––ya envuelta en varios casos de corrupción––  y la difunta mandataria valenciana, Rita Barberá, fueron lideresas de presuntamente robar a la Sanidad Pública lo que pudieron y mas. Las derechas siguen en el mismo patrón y no crean, que las izquierdas también andan a la zaga. Y digo esto, porque todos los altos cargos que tienen coronavirus, pasan de la Sanidad de todos y se van a la Clínica Teknom, Quirón Salud o la Clínica Ruber, donde intervienen al Rey, a Garzón,  Carmen Calvo etc. Ellos no creen en la Sanidad Pública. por eso luchan tanto para hacer “sus hospitales”. Y a los demás, al populacho, que les den en la Pública porque no son ricos como ellos. Igual les pasa con la enseñanza pública, en la que no creen estos altos mandatarios. Sus hijos no van a los colegios Públicos. ¿Qué podemos esperar de semejante tropa?

El Papa se mueve

En España nos movemos con unos iletrados políticos que no pasan de tener una licenciatura o ser funcionarios del estado. Entre ellos, muchos licenciados “por la gracia de Dios y sus amigos”.

El Papa no actúa así. Así se expresaba el nuevo comisionado para el coronavirus en el Vaticano, Augusto Zampini. Un Argentino de 50 años de edad: “El Papa me llamó el miércoles y me dijo que quería que estuviera al frente de la task-force para agilizar la toma de decisiones sobre la pandemia del coronavirus: esto es muy importante, estamos ante un mundo nuevo y hay que responder de modo ágil e integral. Estamos todos muy preocupados y para mí es un desafío enorme”. Veamos quien es el nuevo fichaje. Tomen nota del “funcionario” de 50 años que escogió el Papa. Augusto Zampini amén de cura, tiene esta “pobre formación”:

Abogado con demostrada experiencia en bancos internacionales y grandes corporaciones mundiales; máster en Desarrollo Internacional en la Universidad de Bath; doctorado en Teología en la Universidad Roehampton de Londres y otro post-doctorado en Cambridge. Experto en teología moral vinculada con la economía y la ética ambiental, enseñó en diversas universidades de la Argentina y el Reino Unido. Con experiencia en el campo del Ébola, desde 2017.

No lo ven, el Papa escogió a un “tontín iletrado”, como los que aquí en España dicen gobernar.

We are de world 

(Michael Jackson‎ ‎y Lionel Richie)

“Somos el mundo”

Llega el tiempo

Cuando nos dirigimos a una cierta llamada

Cuando el mundo debe unirse como uno

Hay gente muriendo

Y es hora de echar una mano a la vida

El regalo más grande de todos.

Así empieza la canción compuesta por los dos cantantes norteamericanos, que es todo un himno de esperanza, desde que vio la luz e 1985

Yo de las decisiones de este señor, en principio, me fío. A mi me merecen más consideración que las de Sánchez, Casado y los otros. Licenciados y poco más.

Así que mi esperanza de resolver lo que venga detrás de esta pandemia ––que es una forma diferente de hacer economía––, la voy a fiar al Papa que mueve a millones de gentes y es mucho más líder que estos ineptos gobernantes de Europa. Nos vamos a encontrar dentro de un par de meses con millones de Españoles pasándolas canutas y sin saber a dónde ir o a quien acudir, para que les ayuden. Igual de esta, la Iglesia de los Misioneros ayuda. No la de aquí, con un  Cardenal Rouco Varela que vive en un piso de 1,7 millones de euros, mientras la gente pasa hambre. Y por supuesto, la Iglesia Española, que no solo no paga un euro de impuestos, por sus mil millonarios negocios, sino que destina millones de euros (de lo que reciben del Estado) a mantener su canal de televisión Trece TV. Grandes golfos.

Ya somos Campeones de Europa de muertos por el dichoso coronavirus, que nos demuestra como se para el mundo sin una bomba atómica. Que Dios nos coja confesados.

Los números son muy fríos y complicados de debatir. Son datos y nada más. En España vamos por unos 17.000 muertos. En la Argentina del Papa con una población similar  a la nuestra 92. Algo tendrá el agua cuando la bendicen.

* Dedico este editorial al cura Alberto Reigada Campoamor, hoy párroco de la Tenderina (Oviedo), que hace años no me echó a pedir el muy golfo, porque la misericordia de Dios es infinita. Él no cree en Dios, se vale de él, como Rouco Varela. Ellos viven como unos monarcas con el chollo de la iglesia. Menudo par. Hay miles como estos en España.

Coronavirus: el Papa se mueve
Comentarios