miércoles 19/1/22

Gloria Blanco es la empleada del punto de venta de Lotería Nacional de Posada de Llanes. Ha vendido “entre cuatro y siete décimos” del 42.833, el cuarto Premio de la Lotería Nacional, y está “como loca, como si me hubiera tocado a mí, aunque justo ese no lo tenga”, asegura.

Blanco es el ejemplo de que la ilusión es compartida y la alegría mucho más. Mientras habla, no deja de sonreír, pensando en “la familia a la que se le ha resuelto la Navidad y se le ha dado un empujón bueno para empezar el año que viene”. Porque el premio son 20.000 euros por décimo.

Por ahora, “no sabemos a quién se le puede haber vendido, porque empezamos en julio y al ser ésta una zona tan turística, vete a saber, nadie nos ha llamado de momento y quién sabe. Lo mismo es un turista que compró en verano u otro que compró en el puente de diciembre. Lo mismo un vecino que los llevó todos u otras personas que fueron comprando de uno en uno”. 

En Posada “vendemos muchos billetes completos a empresas locales, pero justo esto eran décimos sueltos y eso no suele comprarlo ninguna empresa para sus empleados”.

El 42.833 lleva la alegría a Posada de Llanes
Comentarios