lunes. 08.08.2022

Barbón yes un Campeón

Bueno, bueno, bueno. Señor Barbón, poco a poco va aprendiendo un montón.

Por el dichoso Covid no nos conocemos, porque seguro que recordará que teníamos un encuentro en el Parador de Villanueva, porque yo me negué a ir a su despacho –entre otras cosas– porque usted se había dirigido a mi de forma muy poco educada.

Berta Piñán no es Consejera de Cultura, es Consejera de lo suyo, no coincidente con los Asturianos

Se de muy buena tinta, que así y todo, me lee todas las semanas, lo que sin duda le vendrá bien. Nunca espere que yo escriba en contra de Asturias, pero cuando usted lo hace mal, lo cuento y me quedo tan ancho. Usted está en la “prángana”, se entera de mucho menos de lo que cree y conformó un gobierno d’aquela manera, con la inestimable ayuda y complicidad de la parraguesa Gimena Llamedo. Son ustedes un par de jovenzuelos, y esto de la política a tales niveles les queda muy grande. No dudo que los dos actúen con la mejor voluntad y se dejen hasta la piel para solucionar problemas complicados.

En lo del Bable, como en tantas otras cosas, usted metió de consejera a una señora singular, cuya máxima responsabilidad en otros tiempos, fue dar clase en un instituto y darse diversos “homenajes” con libros en bable de ella, porque lo que ella perseguía, como ya va viendo,– era normalizar el Bable y meter una tacada de ociosos colegas a vivir de una lengua a inventar. Obviamente esta singular señora lo máximo que debió de administrar no creo que excediera de 5.000 euros al mes y ahora pretende administrar 1.500 millones de euros. Le queda muy grande señor Barbón. Seguro que recordará un artículo que escribí sobre el bable hace unas semanas. Cierto, estoy convencido y le creo a pies juntillas, que usted de las “manipulaciones por detrás de su consejera no tenía ni idea. Pero tome nota, con quien se juega los cuartos.

La forma de introducir el bable por parte del presidente Barbón en Asturias era mesurada, con el fin de no perder la nuesa cultura

Esa señora, a quien no tengo el gusto ni el disgusto de conocer, Berta Piñán en 31 años que tiene este su periódico que se edita e imprime en su ciudad natal, jamás, jamás en la vida se dignó a visitarlo y eso que dice ser de Cangas de Onís. Berta Piñán no es Consejera de Cultura, es Consejera de lo suyo, no coincidente con los Asturianos. Fíjese cómo será, que desde que comenzó EL FIELATO y por decisión mía, la tira de humor siempre, va en Asturiano. Pero voy a más. Fui yo el que habló con un hombre bueno, muy formado, y buena persona que se llama David Rivas, para que escribiera en asturiano. Pero David Rivas es un profesor Universitario, con una cultura que ya la quisiera la consejera para ella.

Su Consejera no le respeta ni a usted ni a la mayoría de los Asturianos, porque a raíz de sus declaraciones pidió informes para actuar con el bable sin que usted lo conociera. No se merece usted ser cómplice de personas como Piñán.

Pero después de todo, la forma de introducir el bable por parte del presidente Barbón en Asturias era mesurada, con el fin de no perder la nuesa cultura. Piñán es una camicace del bable, y usted la tendría que cesar por incompetente y tendenciosa.

Cambio de tercio y le felicito porque allá por el occidente ya algo está haciendo con los montes. Ahí si tiene usted un gran trabajo a efectuar, con el único fin de que los incendios desaparezcan en su gran mayoría. Con ese dinero que usted pensaba dedicar al bable (unos siete millones)  y que ya no podrá gastar, potencie usted la limpieza de montes, haga copropietarios a los coterráneos y, ya verá cuanto dinero se ahorrará Asturias, en apagar fuegos y DESTRUIR LA NATURALEZA. ¿No se habla ahora tanto de la Asturias vaciada? Pues fíjese la cantidad de puestos de trabajo que se podrían crear con esos 7 millones de euros que eran los pensados para lo del bable. Cuando era uno un guaje, en todos los montes ponían unos carteles que no sería mala idea que usted como Presidente de Asturias los colocara en nuestros montes. Decían así: “CUANDO UN MONTE SE QUEMA, ALGO TUYO SE QUEMA”, y como los montes son de todos los Asturianos, ponga arte y comience a limpiar los montes y de paso a dar trabajo a mucha gente, que no les quedará otra que volver a sus pueblos, de donde hace 50 años huyeron de la miseria para ir a Ensidesa u otras grandes empresonas, hoy todas quebradas o con fortísima reducción de puestos de trabajo.

JOSÉ LUIS MARTÍNEZ “El Pibe”

Nos abandonó esta semana un gran aficionado al motor, que junto con su hermano Aladino, desde hace varias décadas apostaron por el deporte del Automovilismo, que tantos Campeones de España da a nuestra tierra (como el fútbol) con una Federación fustigada por un gobierno regional, que anda a lo suyo del bable y le da una limosna de 12.000 euros al año.

Vuelvo a José Luis el Pibe, un gran chaval que tuvo un final de vida de muchos hospitales. Nos conocimos hace muchos años, porque los dos andábamos siempre metidos en el mundo de los rallys y luego coincidimos  también en nuestras profesiones. Era un gran Ejecutivo de Cuentas de Publicidad en la mítica agencia publicidad Serrador&Asociados, del conocido y excelente publicista Luis Serrador. Con José Luis, el automovilismo y la publicidad regional pierden una persona muy querida, sin olvidarnos de su faceta periodística deportiva.

Aunque ya hablé personalmente con él, expreso a Aladino Martínez, el Pibe, y a toda su familia en estos complicados momentos, mi afecto y comprensión.

Barbón yes un Campeón
Comentarios