lunes. 08.08.2022

El Estado es tu mayor enemigo

Y no confundamos. El Estado, tu mayor enemigo no son los políticos. Esos forman parte del Estado. Pero ellos no son el Estado, del que hoy escribo.

Si tu tienes una idea y quieres montar una empresa, es ahí donde comienzas a ver el motivo por el que el Estado es tu mayor enemigo. Antes de abrir tu empresa y, dependiendo de la magnitud de la misma, ya habrás desembolsado por lo menos más de 3.000 euros. Pero si solo fuera ese el problema que te causará el Estado ––que, insisto no son los políticos–– estarían muchos ciudadanos encantados.

¿Sabían que Asturias es la segunda Comunidad autónoma con más funcionarios de España por habitante?

Dicen los mandantes del Estado que hay que crear empleo. Pero  para eso, ese mismo Estado te empieza a sacar perres,  para justificar su importancia y existencia. Permisos municipales, ambientales, de Confederación Hidrográfica, de Costas, carreteras y mil historias más, hacen que miles de personas quieran ser funcionarios. En las últimas oposiciones a Correos, se presentaron cerca de 200.000 ciudadanos. Es decir, 200.000 personas que estarían dispuestas a entrar a formar parte del Estado. No llegaban a 4.000 los que podrían obtener el ansiado botín.

Conozco en la zona varios casos, y no pocos, de empresas que han desistido de instalarse aquí. Parres es uno de los municipios punteros en poner pegas, y así, pasados los años, ves todo cerrado.

Ahora y, durante un par de años, gracias al intenso y extenso trabajo de la Alcaldía de Parres, hasta abrió delegación una importante empresa constructora de obra pública. Por fín la perniciosa Confederación Hidrográfica del Norte (la parte del Estado dedicada a generar la mayoría de las inundaciones de España) dio casi todos los permisos para hacer una gran obra hidráulica de encauzamiento del los ríos Sella y Piloña.

Hace décadas, estos ríos no eran noticia por inundaciones, pero desde que un “iluminado” creó las  Confederaciones Hidrográficas, lo son más a menudo.

En las Confederaciones Hidrográficas del Estado se crearon miles de puestos de trabajo para funcionarios y gentes afines al partido político gobernante. Eso que se llama vulgarmente enchufados.

Ese mismo Estado, creó una patrulla de vigilancia en los montes, para que como se te ocurra limpiar el monte, pobre de ti.

Y el Estado ataca el fuego y los incendios por la parte más fácil: patrullas de extinción del fuego, integradas por escaso personal y en muchísimas ocasiones  muy mal retribuidos. De la contratación de helicópteros nada les cuento, solo un dato: ese helicóptero amarillo que tira agua para apagar incendios cuesta mas de 2.000 euros cada  hora.

Ni que decir tiene, que con tanto celo proteccionista, los montes arden a la primera de cambio y los ríos se desbordan, por la “inventada por el Estado”, Confederación Hidrográfica, que no deja a los ribereños de los ríos ni mover una piedra.

Ese Estado, compuesto por millones de funcionarios, que no tienen que pedir permiso para abrir su empresa a nadie (Ayuntamientos, Confederaciones, Consejerías varias, etc.), viven cómodamente en su puesto con derecho a propiedad, en ese Estado probablemente dándose cuenta que su “empresa Estado”, es su mayor enemigo. Pero es su empresa.

¿Sabían que Asturias es la segunda Comunidad autónoma con más funcionarios de España por habitante? Pasan de 43.000, en una autonomía de un millón de habitantes. Pero ojo: esos son solo los funcionarios autonómicos, hay muchísimos más.

Y ese Estado que para mi es el mayor enemigo del ciudadano, es muy permisivo con las grandes fortunas y con las grandes empresas. Se acuerdan de la regularización Fiscal de Montoro del año 2012, que luego en el 2017, fue declarada ilegal. Nadie devolvió un euro, salvo algún pardillo tipo Villa (cagunmianto), que sigue de juicios.

Y vuelvo a insistir: juegan a la confusión entre Políticos y el Estado.

Concluyo con unos datillos. Los ciudadanos deberíamos de pagar el 51%  en impuestos. Pero eso a las grandes fortunas y sus empresas no les afecta. Ellos, como el jefe del Estado anterior y padre del actual jefe del Estado, nunca pagan a Hacienda ese 51% y aunque los jueces digan que “robaron”, siempre se le da forma. Y como el papel lo absorbe todo, pues ya nos lo cuenta el Estado de la manera más conveniente para ellos.

Insisto una vez más: los políticos mandan lo justo tirando a menos. Entre otras cosas, sin pedirnos permiso nos metieron en un pufo a cada Español de más de 30.000 euros, que según el artículo 135 de la Constitución lo tenemos que pagar aunque nos tengamos que morir de hambre. Y lo que muy pocos saben es que ese artículo de la Constitución se cambió con nocturnidad y alevosía en el 27 de Septiembre del año 2011.

Y saben en resumen lo que dice el artículo modificado en esa fecha en palabras claras: “Españolitos, ya sabéis, lo primero es pagar la deuda y los intereses de la misma. Y si os sobra algo, hasta podréis comer”.

Por eso no me canso de repetir que el Estado es el mayor enemigo de los ciudadanos.

El Estado es tu mayor enemigo
Comentarios