viernes 28.02.2020
BORJA

Asturias paraíso matorral

Las erráticas políticas recaudatorias y de organización del sector primario, llevarán a escenarios como los de hoy con el cultivo de la patata

Asturias paraíso  matorral

Cuando uno ya se hace mayor y constata la realidad, pasea, ve, observa y recuerda experiencias pasadas, que en mi caso no fueron pocas.
De siempre me encantaron los coches y hará un año que tuve la oportunidad de hacerme con un Renault 10, justo el primer coche que conducía con carnet a mis 18 años. Un cochazo en aquel tiempo, que había sido de mi padre y luego de mi madre. Con él, cuando hace bueno, recorro miles de lugares que me hacen pensar en mil asuntos y, sobremanera, me lo paso en grande. Recuerdos, muchos recuerdos de juventud.

Y de la que viajo por las carreteras de hace años, porque este coche no estaba inventado para andar por autopistas (velocidad máxima 130 Km.), veo el paisaje y quedo pensando:

Asturias se está convirtiendo en un Paraíso del Matorral. Las erráticas políticas  recaudatorias y de organización del sector primario, llevarán a escenarios como los de hoy con el cultivo de la patata; los innumerables  accidentes por abundancia de jabalíes sin comida a causa de grandes incendios y abundancia de matorrales, así como ausencia de depredadores; la casi desaparición de los pastores con rebaños en los Picos, por culpa de una nefasta política con los animales muertos, que los tienes que entregar a la monopolista PROYGRASA, con lo cual mucha fauna se queda sin alimento. Y no me extiendo más porque no quiero ser pesado.

Viajo muchísimo por mi natural zona de Avilés, Pravia, Cudillero, Luarca (me casé en una braña de las Luiñas) y todos esos parajes que tuve que renunciar por motivos profesionales. Ahora, ya en la decadencia y con pocas ganas de escribir en periódicos, comento lo que veo desde el R-10 y veo con tristeza como una Asturias se muere ante la inanición de unos gobernantes que sobresalen a diario por ser unos corruptos (no todos) e incompetentes.

Pero qué vamos a esperar si al frente del departamento del Desarrollo Rural, yo prefiero denominarlo “Agro Asturiano”, está una señora de Pravia que se llama María Jesús Álvarez, que ha demostrado su incompetencia y hace unos días era reprobada en la Junta General. Solo les voy a dar dos datos: Álvarez nació en marzo de 1962 y lleva en este asunto de la política desde 1989. Echen ustedes las cuentas....

Lo dicho, mala pata, no para mi que tengo cada día la patuca más allá, sino para mis nietas y descendientes. Vivirán una Asturias diferente que desde mi punto de vista costó mucho llevarla a un buen lugar y ahora yo la veo como me veo a mi: en la decadencia.
Y espero que no me toque ver tantos incendios como el año pasado, aunque lo dudo.

[email protected]

Asturias paraíso matorral
Comentarios